Finanzas, Ganadería

La ganadería sostenible es una gran oportunidad contra la deforestación

La ganadería sostenible es un modelo diseñado para disminuir el impacto ambiental negativo de esta actividad, la cual ha estado vinculada constantemente al deterioro de ecosistemas.

Este nuevo concepto promueve estrategias para contrarrestar los efectos ambientales negativos producidos por la tala indiscriminada de árboles o la invasión de terrenos donde existen nacimientos de agua que ocasionan un gran daño a quebradas y ríos.

Es sostenible porque su principal objetivo es adaptar esta actividad en una vía para la conservación ambiental a través de planes como forestación de árboles, planeación de los predios, protección de corredores ribereños y la recuperación de las propiedades del suelo.

Los árboles son un pilar de la ganadería sostenible

Los árboles son una parte fundamental para la preservación del ambiente. Su mayor contribución es la transformación del CO2 en oxígeno, también a mantener la humedad del suelo, disminuyen las crecientes e inundaciones en épocas lluviosas y mejoran la infiltración de aguas de lluvias.

La forestación planificada también contribuye a la preservación de las reservas de agua y la purificación natural de los cauces de ríos y quebradas que se encuentren próximas a las tierras destinadas a la ganadería.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.